Dónde encontrar vida silvestre en Nueva Zelanda

Cuando se trata de vida silvestre, Nueva Zelanda es único por sus abundantes, diversas y extrañas especies autóctonas.
Situado en el fin del mundo, Aotearoa cuenta con diversos paisajes en un país con una población pequeña según los patrones mundiales. Con Alpes nevados, sonidos como de fiordo, mesetas volcánicas, bosques antiguos y playas subtropicales, no sorprende que Nueva Zelanda también tenga una diversa y abundante vida silvestre.

En el agradable Northland en la cima de la Isla Norte, se puede practicar kayak, snorkel o buceo para poder ver la abundante vida marina y la fauna y flora única, así como también el tuatara, el único dinosaurio sobreviviente del mundo. La meseta volcánica en el centro de la Isla Norte es hogar de diversos pájaros curiosos y coloridos como el kokako de la Isla Norte, el kaka y el kiwi marrón, así como también una variedad de lagartos. Más al sur, en las aguas sureñas más frías, se encuentran los mamíferos marinos. Casi la mitad de los cetáceos del mundo (ballenas, marsopas y delfines) se han reportado en las aguas de Nueva Zelanda, incluidos el delfín de Héctor, que no se encuentra en ninguna otra parte del mundo.

Mirá de cerca la vida silvestre

Si deseás el beneficio de una guía experta entonces toma el tour en Zealandia, un excepcional eco-santuario urbano en las colinas de la ciudad de la capital de Wellington, la cual busca restaurar el área a un estado pre-humano dentro de 500 años. Esencialmente un valle cercado de 225 hectáreas, Zealandia tiene más de 40 especies de aves nativas viviendo libremente en el santuario, incluido el excepcional takahe, así como el tuatara y el poco visto kiwi.

Mirá los pingüinos más pequeños del mundo en su hábitat natural en Oamaru en la Isla Sur. Los nidos de pingüinos azules pequeños bajo el acantilado en el muelle, cerca del municipio histórico. Es mejor reservar un tour antes del atardecer cuando los pingüinos recorren una rampa rocosa tras un día de pesca y se dirigen a la colonia de reproducción. Durante el día, aprenda sobre la colonia y los hábitos alimenticios y de reproducción y anatomía de los pingüinos por parte del personal experto.

En el Parque de Aves Nativas y Hogar del Kiwi Otorohanga cerca de Hamilton en la parte superior de la Isla Norte, podrás ver aves estrellas nativas de Nueva Zelanda que no vuelan, incluidos los miembros de las especies menos vistos. Programa tu visita para el horario de la comida y también conozca al tui musical, papagayos sociales nativos, el kea y el kaka, así como también las anguilas de aleta larga y patos azules.

En el Santuario Pukaha Monte Bruce, cerca de Masterton, se pueden encontrar una variedad de aves nativas, incluidos los extraños patos azules, y el más raro de todos, el pequeño kiwi blanco Manukura, el primer kiwi blanco en nacer en cautiverio. El Manukura es blanco puro más que albino y es una descendencia rara entre dos padres que tienen el mismo gen recesivo de pluma blanca.

Nadá con los delfines en la experiencia Dolphin Eco con Fullers en la preciosa bahía de las islas de Northland. En un crucero de medio día, tendrás la oportunidad de nadar y practicar snorkel en las aguas prístinas junto con estas criaturas majestuosas. (El tour se realiza desde noviembre a abril).

Aprovechá la extraña oportunidad para aprender sobre el albatros real en la única colonia de reproducción del mundo en Taiaora Head cerca de Dunedin en la Isla Sur. El ave marina más grande del mundo, el albatros real generalmente se reproduce en islas remotas y pasa el 85 % de su vida en el mar, lejos de los ojos curiosos del ser humano. Visite durante la época de reproducción entre septiembre y noviembre para ver a las aves de cría llegar al cabo, crear nidos e incluso ver incubar a sus pequeños.       

Disfrutá la vida silvestre en la naturaleza

La tercera isla más pequeña de Nueva Zelanda, la Isla Stewart, o Rakiura, es el lugar donde puedes esperar que el kiwi esté activo durante el día. Alrededor del 80 % de los 1680 km2 que tiene Rakiura son de parque nacional y hay aproximadamente 20.000 kiwis en la isla. Mientras que el iwi (tribu) es nocturno, el kiwi marrón de la Isla Stewart, también conocido como tokoeka sureño, es único porque se encuentra activo durante el día y la noche.

En la capital de Wellington, las colonias de artocefalinos de Nueva Zelanda pueden ser vistas a minutos de la ciudad en las Rocas Rojas sureñas o en un viaje de día más largo al Cabo Oriental Palliser. Mientras que las colonias locales están en su mayoría compuestas por machos grandes, las madres con cachorros son más comunes desde agosto a octubre.

Practicá kayak o snorkel en el cráter volcánico extinto en el muelle Akaroa, cerca de Christchurch, y podrás ver pequeños pingüinos de la colonia más grande en el continente de Nueva Zelanda, así como también los delfines de Héctor, los delfines marinos más pequeños del mundo y el abundante avistamiento de aves.

Visita con las ballenas

Kaikoura, en la Isla del Sur, es la capital del avistaje de ballenas de Nueva Zelanda. Espermas gigantes de ballenas pueden verse durante todo el año, pero también se pueden ver ballenas jorobadas, ballenas francas australes, ballenas piloto y azules (el animal más largo y ruidoso que haya vivido en la Tierra). El avistaje de ballenas Kaikoura realiza varios viajes diarios y promete un 95 % de tasa de éxito en el avistaje de ballenas.

En el distrito cercano de Marlborough, se pueden encontrar ballenas jorobadas en el borde de Cook Strait y a veces holgazaneando en Marlborough Sounds durante el invierno (junio a agosto). E-Ko Tours lleva a los visitantes a las aguas para ver a los delfines, aves marinas y durante la temporada hay tours de avistaje de ballenas por ex balleneros.

.

FUENTE: LINKS MARKETING & PUBLIC RELATIONS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Portal DT, Portal de Turismo, Turismo en Argentina, Turismo Mundial, Viajes, Vacaciones, Noticias, Novedades, Placer

Otros Sitios

www.hockeynews.com.ar