Cómo disfrutar de un Refugio de Montaña. Neumeyer en Challhuaco

Como disfrutar de un Refugio

Quiere disfrutar de un refugio de montaña con toda la familia, sin subir a la montaña? Quiere llegar en auto a un auténtico refugio de montaña? Quiere aprender en familia sobre la flora, la fauna y todos los secretos del Parque Nacional? Bueno, entonces debe visitar el Refugio Neumeyer, en el Valle del Challhuaco. Está cerca del centro de la ciudad: salir a la ruta 40 a El Bolsón, entrar a la ruta de circunvalación y al kilómetro tomar el camino señalizado que sale a la derecha. Muy cerca. Al iniciar el camino, como todo en Bariloche, comienza la experiencia. Doce kilómetros pasando por 6 puentes que cruzan diferentes arroyos y a los costados los cerros Carbón, Ñireco, Ventana y Challhuaco. Quienes administran el refugio también le ofrecen la posibilidad de que usted llegue en su propio vehículo, en caravana, para vivir una experiencia de manejo bien patagónica. Cuando llegue al Refugio Neumeyer se va a sentir atraído por la buena atención y calidez de sus anfitriones. Va a querer quedarse a pasar el día, o disfrutar de una noche. El refugio cuenta con todas las comodidades: calefacción a leña, luz, cocina preparada para servir hasta 60 personas, baños para damas y caballeros con duchas y agua caliente y dormitorio para tender su bolsas de dormir. En el amplio comedor y salón con vista al bosque andino de lengas y amancay podrá disfrutar de platos típicos de montaña, caseros,tanto de almuerzo y cena como a la hora del té.

Alrededor del refugio salen 5 senderos, que cualquiera puede realizar ya que son verdaderas «veredas» naturales en pleno bosque. Todos están debidamente marcados con diferentes colores, por lo tanto es muy fácil seguirlos. Algunos senderos de trekking son recorridos panorámicos y otros son senderos de interpretación botánica. Una buena idea es llegar temprano, caminar y regresar al refugio a almorzar una trucha rellena con verduras (los precios son muy accesibles). Y por la tarde realizar otras caminatas. También se puede quedar a descansar bajo los árboles. Quines saben, los expertos, explican que una buena siesta bajo las lengas es incomparable. Al despertar, mates y tarta de frambuesas.

Si se anima, puede tomarse el tiempo necesario para fotografiar los pájaros carpinteros que va a descubrir en los senderos. Y no se pierda llegar a la Laguna Verde, única en el mundo (en el refugio le van a explicar porque)

Va a descubrir una flor que tiene un gran poder de atracción por su belleza: la flor del Amancay. Forma verdaderas alfombras en el bosque la cual se disfruta desde fines de enero a febrero Una flor amarilla, con pequeñas gotitas rojas en sus pétalos. Dice la leyenda que son las manchas de sangre producto del sacrificio de Amancay para salvar la vida de su amor. Pero esa es otra historia.

www.barilochepatagonia.info
www.diversidadpatagonia.com

FUENTE: EMPROTUR – Bariloche

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Portal DT, Portal de Turismo, Turismo en Argentina, Turismo Mundial, Viajes, Vacaciones, Noticias, Novedades, Placer

Otros Sitios

www.hockeynews.com.ar